CÓMO FUNCIONA


El SKS-Y-System tiene tres componentes principales:

  • Una cometa de remolque con un cabo

  • Un sistema de lanzamiento y recuperación

  • Un sistema de control de operación automática

En lugar de una vela tradicional fija a un mástil, SkySails usa una gran cometa de remolque para la propulsión del yate. Su forma es comparable a la de un parapente. La cometa está realizada en tejidos de alta resistencia e impermeables.

Los SkySails desplegados y sujetos al yate pueden operar a una altura entre 100 y 300m, donde prevalecen los vientos más fuertes y más estables. Las fuerzas de tracción son transmitidas al yate por medio de un cabo sintético de alta resistencia al desgaste.

El sistema de lanzamiento y recuperación gestiona el despliegue y arriado de la
cometa y va instalado en la cubierta de proa. Durante el lanzamiento, un mástil
telescópico eleva la cometa de remolque, que está recogida como un acordeón,
desde su compartimiento de estiba. A una altura suficiente se desenrolla la cometa de remolque hasta su tamaño máximo y puede ser lanzada. Un chigre va soltando el cabo de remolque hasta que se haya alcanzado la altura de operación. El proceso de recuperación se efectúa en orden inverso.

Los procesos de lanzamiento y de recuperación requieren, cada uno de ellos, de 10 a 20 min. aproximadamente.